Fusiones y Adquisiciones

2421
0
Compartir

Las fusiones y adquisiciones, también conocidos como M&A, son una de las herramientas más utilizada por las Compañías para buscar la maximización de su valor a través de la incorporación dentro de su patrimonio de sociedades que pueden ser competidoras, proveedoras, o con las que puede ser necesario integrarse para lograr mayores beneficios para sus accionistas.

En efecto, si bien los M&A pueden realizarse por una serie de razones que pueden ir desde económicas hasta culturales, detrás de todas ellas subyace un solo objetivo: la maximización del valor de la Compañía, el cual podrá realizarse únicamente si somos capaces de conocer cada una de las etapas de la adquisición y podemos identificar los riesgos que podrían afectar el cierre de la operación.

En este artículo buscaremos conocer el contexto en el que se desarrollan los M&A, entender las principales razones detrás de ellos, las clases de M&A, y analizaremos el proceso de adquisición de una empresa con la finalidad de mitigar contingencias y situaciones que puedan representar obstáculos en el cierre de la operación.

¿EN QUÉ CONTEXTO SE DESARROLLAN LOS M&A?

Es bastante usual escuchar que los procesos de M&A se han presentado a lo largo de la historia en oleadas, así tenemos:

  • “Oleada de la Integración Horizontal” que se originó a finales del siglo XIX y principios del XX, momento en el cual el crecimiento de las compañías se realizaba adquiriendo competidores para tener una posición de dominio en el mercado y que originó los controles en fusiones y adquisiciones.
  • “Oleada de Integración Vertical”, a través de la cual se buscó crear economías de escala que permita sinergias, esta oleada concluyó con el colapso de la bolsa de 1929.
  • “Oleada de la conglomeración”, se presentó en 1980 con una serie de fusiones y adquisiciones que realizaban las empresas con compañías de distintos sectores, guiadas por el ánimo de reducir el riesgo a través de la diversificación de inversiones.
  • “Oleada de la globalización”, se generó en 1990 a través de la cual las compañías decidieron ingresar a otros territorios de manera más agresiva para lo cual adquirieron compañías locales que hicieran más viable el desarrollo de sus negocios.

Como se puede apreciar estas oleadas se presentan en momentos que pueden coincidir con momentos de bonanza económica y desarrollo tecnológico, y de manera general cuando llegan a coincidir estos elementos:

Si bien la conjunción de estos elementos nos permiten avizorar la llegada de una oleada de fusiones y adquisiciones, existen situaciones imprevistas que pueden generar que se realicen una serie de procesos de M&A que no se tenían previstos, como sucedió este año a raíz de las salidas de las más importantes constructoras en nuestro país.

En efecto, la coyuntura que afrontamos a partir de una serie de procesos llevó a que un grupo de constructoras tenga que verse en la necesidad de realizar procesos de venta de algunas de sus operaciones en el Perú, lo que llevó a que por una situación totalmente imprevista tengamos varios procesos de M&A que si bien no contaban con el contexto económico adecuado resultaban necesarios para la subsistencia de estas Compañías, lo que nos lleva a considerar que no resulta imprescindible la presencia de algunos elementos para estar en una oleada de fusiones y adquisiciones, sino que muchas veces puede primar la razón de la Compañía.

¿CUÁLES SON LAS RAZONES QUE NOS LLEVAN A REALIZAR UN M&A?

Podemos hablar de una serie de razones para iniciar un proceso de adquisición, algunos dirán que priman las de mercado, otros mencionarán las financieras, habrá quien considere a las tributarias, y culturales, pero existe un único factor que subyace a todas ellas: la máxima generación de valor en la compañía.

La máxima generación de valor en la Compañía debe entenderse como la situación a través de la cual se busca que todos los sectores involucrados en el desarrollo de una Compañía puedan incrementar su valía.

Para poder entender la generación de valor en la Compañía revisaremos las principales razones que llevan a iniciar un proceso de M&A:

  • Integración horizontal

Este tipo de fusiones o adquisiciones es la que se presenta entre empresas del mismo sector e industria, que tienen como objetivo generar economías de escala, buscando como objetivo el generar un incremento en la cuota de mercado, para lograr una mejor posición que lo afiance.

En una serie de jurisdicciones estos procesos de M&A pasan por un control previo a su implementación al considerarse que podría generarse una posición de dominio que distorsione el mercado. Sin embargo, en el Perú no existe dicho control previo, salvo para el caso del sector eléctrico, en el cual si se cuenta con un control ex – ante sobre dichos procesos.

Algunos ejemplos de integración horizontal que hemos podido apreciar son: la fusión de la aerolínea Lan y Tam, que les permitió a ambas compañías controlar el mercado aerocomercial de América Latina, así como la fusión entre las compañías productoras de cerveza Ambev y Sab Miller que creó el mayor grupo de cervezas del mundo.

  • Integración vertical

Estos procesos de M&A son aquellos procesos de integración que se generan entre compañías que se encuentran dentro de la cadena productiva, que podría darse cuando una compañía adquiere a su proveedor, o viceversa.

Este tipo de integración busca realizarse con la finalidad de reforzar la ventaja competitiva que tiene una compañía frente a sus demás competidores, y se puede ver claramente por ejemplo en el caso de una compañía de fabricación de productos de telefonía móvil que adquiera al proveedor más importante de un componente esencial para la fabricación de pantallas táctiles.

Es bastante usual que estas adquisiciones busquen asegurar las reservas o materia prima que resulta imprescindible para la realización del negocio, como sucedió con la adquisición de la petrolera argentina YPF por parte de Repsol, que buscó de esta manera asegurar las reservas petrolíferas para sus operaciones en dicho país.

En algunas jurisdicciones estos procesos de M&A son objetados por las autoridades al considerar que podrían ser utilizados para obtener mejores posiciones en el mercado y ventajas competitivas que generen distorsiones en el mercado.

  • Ventajas fiscales

Si bien las ventajas fiscales no son la razón más importante para iniciar un proceso de M&A, si son una de las razones que se analizan al tomar la decisión de este proceso, a fin de identificar si como consecuencia de la ejecución del mismo se podrían generar ventajas fiscales, o incrementar el costo de la operación.

En este escenario las ventajas fiscales que podrían ayudar a tomar la decisión de ejecutar el M&A podrían estar dadas por al existencia de pérdidas tributarias que puedan ser aprovechadas en la operación, la existencia de beneficios fiscales de la empresa a adquirir, la existencia de ahorros fiscales, entre otras, que si bien no son la razón más importante, si son relevantes para tomar la decisión.

Por otro lado resulta imprescindible hacer un análisis de las principales implicancias tributarias de la operación, a fin que no se generen contingencias futuras en la ejecución del negocio, o que se deriven propiamente en la operación, pero estas serán analizadas posteriormente.

Como podemos apreciar existen una serie de razones que puedan llevarnos a tomar la decisión de iniciar un proceso de M&A, pero ninguna es tan relevante como la generación de valor, que subyace a todas ellas.

¿CUÁLES SON LAS ESTRUCTURAS BASE DE UN M&A?

La ejecución de los procesos de M&A tienen tres estructuras básicas, que son reorganización societaria, adquisición de acciones o procesos de compra de activos.

  1. Fusiones

La fusión es uno de los procesos de adquisición de empresas más usuales, que se caracteriza por la absorción de la compañía objetivo “target” por parte de la compañía adquirente, generando de esta manera que la compañía absorbente se haga de la totalidad del patrimonio de la compañía target.

Este proceso de adquisición se presenta usualmente en los siguientes casos:

  • Cuando la compañía adquirente busque hacerse de la totalidad del patrimonio del target, y lo incorpore dentro de su patrimonio para beneficiarse de eficiencias fiscales y laborales.
  • Cuando la compañía adquirente desee mostrar una posición sólida y agresiva en el mercado, sacando del mismo a un competidor y demostrando posición de dominio en el mismo.
  • La compañía target busque aprovechar las licencias o permisos sectoriales que de otra manera esta no pueda obtener.
  • Se busca incorporar a los accionistas del target al manejo de la nueva compañía.

Sin embargo este proceso de fusión conlleva una serie de situaciones que podrían generar problemas en la integración final de las compañías como:

  • Se asuman pasivos tributarios, financieros o laborales ocultos, que al ser absorbidos por la empresa principal, generen que esta responda por los mismos.
  • Se genere un choque de culturas organizacionales, entre los trabajadores de las compañías y los procesos establecidos.
  • Podría representar un alto costo laboral de desvinculación de plana directiva, toda vez que será necesario desvincularlos como consecuencia de la absorción.

Si bien este es uno de los escenarios más comunes para el proceso de adquisición, resulta necesario que se analicen estos aspectos a fin de lograr el éxito de la operación.

  1. Adquisición de acciones

La adquisición de acciones es el acto a través del cual se busca adquirir el total o parte de las acciones del target, para lo cual se realizan negociaciones con los accionistas a fin de lograr la transferencia de las mismas.

La adquisición de una compañía a través de acciones se realiza usualmente cuando:

  • No se logra obtener el consentimiento del total de accionistas para vender su participación.
  • Se busca comprar un paquete de acciones relevante para la toma de decisiones y control de la compañía target.
  • No se busca incorporar a los accionistas de la compañía saliente dentro de la compañía.
  • Se busca mantener la compañía target separada de la compañía principal.
  • Se buscan limitar riesgos comerciales y financieros de cada operación.
  • La compañía adquirente pueda tener una serie de pasivos contingentes o posibilidad que se generen pasivos ocultos que lleven a complicar la operación de la compañía.

Ante estas situaciones es bastante común que se decida optar por una compra de acciones, que podría de alguna manera mitigar o limitar los riesgos advertidos en la operación.

En estos casos es importante considerar la realización de una valorización adecuada de las acciones, y una correcta determinación de los riesgos de la operación, los cuales analizaremos más adelante.

  1. Adquisición de activos

Es el mecanismo a través del cual una compañía se hace con los activos o bienes más importantes para el desarrollo del negocio, por lo que la negociación se centra en asegurar el correcto valor de los mismos, y mitigar sus riesgos.

Un ejemplo de esta situación podría ser la adquisición de una concesión minera o de telecomunicaciones, la adquisición de una fábrica, o la adquisición de un terreno.

Este proceso es utilizado usualmente cuando.

  • Los adquirentes no se encuentran interesados en comprar la sociedad por los negocios adicionales que se realizan dentro de la misma.
  • Los adquirentes consideren que pueden haber pasivos desconocidos, u operaciones que no deseen asumir como riesgo.
  • Sea el único activo que les pueda interesar de la compañía, y no deseen asumir lo aledaño a este.

Como podemos apreciar, estas son las formas más usuales de adquisición de una empresa y la decisión para optar por una de ellas se sustenta primordialmente en una razón económica y legal que puedan generar la viabilidad de una operación.

¿CUÁL ES EL PROCESO DE UN M&A?

A modo de adelanto les dejo un proceso típico de M&A que analizaremos en la siguiente entrega.

Compartir
Artículo anteriorImplicancias de la casación N° 92-2017 sobre lavado de activos en la política anticorrupción
Artículo siguienteHéctor Campos sobre situaciones jurídicas subjetivas
Erick Valderrama Villalobos
Socio del área corporativa del Estudio Miguel Mur Abogados. Socio líder del área de fusiones y adquisiciones, y reestructuraciones corporativas. Abogado por la Pontificia Universidad Católica del Perú y con estudios en la maestría de derecho de la empresa. Erick ha brindado asesoría a compañías nacionales e internacionales en la adquisición de empresas, inversiones, desinversiones, procesos de due diligence, consorcios y joint ventures en distintas industrias. Ha participado en los procesos de adquisición más importantes del país, y ha liderado M&A en otros territorios de Latinoamérica.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here